Hyppää sisältöön
Volver

Carpa común

Cyprinus carpio

Autores

F.J. Oliva-Paterna, A. Sánchez-Pérez, M. Torralva

Breve Descripción

Cuerpo robusto, comprimido lateralmente y con escamas grandes. En embalses y balsas de riego puede alcanzar tamaños que superan los 70 cm. Existen muchas variedades seleccionadas artificialmente, en la cuenca del río Segura dominan la carpa común, con escamas aparentes en todo el cuerpo, y la carpa espejo o royal con pocas escamas irregulares y de gran tamaño.

Especie generalista que consume detrito, larvas de insectos, otros invertebrados, alevines de otros peces y materia en descomposición. Su boca es protráctil provista de labios carnosos y con un par de barbillones sensoriales cortos a cada lado. Los adultos son bentívoros, absorbiendo lodos del fondo desenraizando la vegetación y consumiendo en alimento que extraen. Se reproduce desde finales de primavera y durante el verano, para ello suele formar concentraciones entre la vegetación de zonas poco profundas.

Está presente en el cauce medio y bajo del río Segura, siendo más abundante en zonas de aguas estancadas o lentas, con fondos limosos, fangosos y con vegetación. No obstante, soporta una amplia gama de condiciones ambientales, siendo resistente a bajas concentraciones de oxígeno, elevadas temperaturas y contaminación orgánica.

Origen e Introducción

Pez originario de Eurasia, su distribución natural se localiza en cuencas que fluyen hacia los mares Negro, Caspio y Aral. No obstante, ha sido una de las primeras especies cultivada con fines alimenticios y, en consecuencia, introducida de forma generalizada por todo el mundo. Se piensa que desde la época romana fue traslocada desde la cuenca del Danubio a varios ríos europeos. En la cuenca del río Segura existen referencias sobre repoblaciones y sueltas de carpas destinadas a la pesca deportiva desde la década de los 50 del siglo pasado.

Actualmente, las sueltas negligentes o intencionadas en embalses, estanques y balsas de riego de las áreas agrícolas sigue siendo una práctica habitual.

Impacto

Se encuentra entre las especies invasoras más perjudiciales del mundo y está incluida en el Catálogo español de especies exóticas invasoras.

Provoca efectos en cadena relacionados con la eliminación de la vegetación, removiendo los sedimentos desenraiza la vegetación acuática, provoca aumentos de la turbidez del agua, libera nutrientes del fondo y, de esta forma, fomenta fenómenos de eutrofización. En suma, altera el hábitat de muchas especies nativas y provoca una disminución de la calidad del agua, es decir, presenta efectos ecosistémicos. Además es una especie hospedadora o parasitada por el gusano ancla, parásito que desde las carpas y especies afines como los carpines ha contaminado a peces nativos de nuestras cuencas ibéricas.

Cómo erradicarlas

Es una especie ampliamente distribuida por nuestros ríos y de difícil erradicación. Aunque es imprescindible evaluar el efecto de los métodos químicos de control sobre especies no diana, el uso de agentes como la rotenona puede ser efectivo para su control en ambientes confinados (lagunas, balsas, estanques, etc.). También en sistemas acuáticos cerrados, métodos físicos como el drenaje o la extracción mecánica cuando la abundancia de carpas es baja, podrían ser otras opciones de manejo adecuadas. En Andalucía se ha podido erradicar en algunas lagunas de interés conservacionista. En otros países se han aplicado métodos de manejo biotecnológico.

Podemos considerar que el nivel éxito en su control poblacional y erradicación es medio en sistemas confinados pequeños pero muy dificultoso o imposible en aguas abiertas.


Especies Aloctonas - CARM 2017

Imagenes Pie Página Imagenes Pie Página Imagenes Pie Página Imagenes Pie Página Imagenes Pie Página Imagenes Pie Página